He venido a Barcelona en modo flash on a hacer dos entrevistas de trabajo. Bueno, en realidad era sólo una entrevista, pero cuando estaba en el aeropuerto para venirme, me llamaron para hacer otra tres horas después de la primera. Como tengo que aprovechar ya que voy a estar pocos días, estoy viendo pisos.

Digamos que soy ultramegaexigente con la cuestión alojamiento. Puntos a examinar al visitar un piso:

1. Los compañeros

Voy a quedar  como una sobrada de categoría, pero con diez minutos de conversación se si nos vamos a llevar bien o mal. O especificando un poco más, podré saber si al menos vamos a tener conversación a la hora del desayuno o no. El verano pasado cogí aquella habitación en Gràcia sin conocer a la dueña. Fue entrar por la puerta y escucharla hablar y el verano en clave de futuro pasó ante mis ojos, suspiros…

2. La casa

No pido muebles de diseño, pero un mínimo de gusto, más que sea en el ikea, que no cuesta nada, o por lo menos,  no cuesta tanto

3. La habitación

No pido un palacio de 120 m2 para mi sola, no pido grandes muebles, pero hay algo que sí pido: LUZ NATURAL. Me da igual que sea a un patio interior, todo eso es secundario. Pero soy como las plantas, sin luz, me pongo mustia. Además de que tendré mucho que estudiar, y me gusta estudiar en casa (por lo general, aunque va por rachas) y si no estoy a gusto en la habitación ¿no voy a estudiar? Malo….

3. Las ventanas y el sistema que tienen para calentar la casa.

Aquí soy implacable… por lo general. No me vale la excusa de “Es que en barcelona no hace frío”. Mentira, hace frío. Y en las casas más aún. Y si no es lo que piensan el 98% de los barceloneses me la trae al pairo. Yo soy friolera y yo tengo frío. Por tanto, acepto varias opciones:

a)Casa antigua con ventanas de mierda que entra todo el frisqui que da gusto peeeeeeeeeeeeeeero radiadores de categoría, con gas natural. Suficiente para Barcelona.

b) Casa moderna con ventanas chachi pilonguis que cierran de maravilla y no pasa ni un ácaro peeeeero sin calefacción.

Puedo hacer excepciones: Casa antigua con ventanas de mierda pero no demasiado mierdosas, pero con radiadores de aceite. Si los puntos 1, 2 y 3 sacan buena nota, puedo hacer la vista gorda…

4. EL anuncio del piso en internet

Automáticamente descarto anuncios donde digan: buscamos a alguien DE BUEN ROLLO. ¿Qué quiere decir alguien de BUEN ROLLO? En mi lenguaje de cerradamental significa: que si los otros dejan la casa hecha una mierda, bueeeeeeeen rollo, te aguantes, no seas MAL ROLLLOOOO. Que si  los otros hacen una fiesta el jueves y tu al día siguiente tienes clase, bueeeeeeeeeeen rollo, te aguantes, no seas mal rolllooooooooooo. Que si los otros  no hacen otra cosa más que fumar en el salón y lo que es peor, dejar las colillas en el cenicero, buen rollooooooooooo, te aguantes, no seas mal rollooooooooooooooo. Y así, hasta el infinito. Así que no, no soy buen rollo.

Anuncios que sigo leyendo: gente ordenada, limpia, responsable, respetuosa… Claro que luego, hay que conocer al compañero (punto 1) porque lo que cada cual entiende por limpio y ordenado es directamente proporcional a no sé, a algo que aún no he logrado averiguar, pero ahí está…

Mañana empiezo con la maravillosa experiencia de buscar piso, en Barcelona, barriendo una zona que va desde Sant Gervasi hasta Vallcarca, pasando por Gracia.

CONTiNUARÁ

Anuncios

Yo entré en aquel autobús infernal muy dispuesta a huir del americano y pillar dos sitios para dormir a gusto. Mi gozo en un pozo. El autobús iba abarrotado y no había apenas asientos libres, y ni mucho menos había dos sitios  seguidos para repanchingarme.

Así que sin mejores opciones, tuve que sentarme al lado de un señor que ocupaba su asiento, y parte del mío. El americano, se sentó al lado mío, pero al otro lado del pasillo. Hizo un comentario que me hizo reir. Y durante un instante, me vinieron a la mente, tiempos mejores de nuestra “amistad”. Cualquier tiempo pasado fue mejor

Peor no se podía estar en aquella mierda de lugar. Con aquel hombre invadiendo mi intimidad, aquel autobús apestando, y mi super mochila tamaño XXL con el ordenador (por eso no la dejé en el maletero), no tenía apenas espacio para relajarme a gusto y ya me imaginaba sin pegar ojo hasta las cinco de la mañana, que llegábamos a Barcelona.

Entonces, al cabo de una hora, la persona que estaba en el asiento delante mío, se bajó. Quedaron entonces dos sitios libres. Dándole una hostia para despertarle, avisé al americano para que cogiera los sitios. Porque llegados a este punto, prefería rozarme con él, que con el paisano de al lado. Jeffrey se cambió corriendo. Por un momento pensé que se iba a coger los dos asientos para él solo, y ya estaba imaginando una manera de ahogarle desde mi asiento de atrás, porque tardó algunos minutos en mirarme y decir, con la boca chica: ¿Te quieres poner aquí conmigo?

AAAAAAAAAAAah, creía que no me lo ibas a decir, chaval!!

Ni corta ni perezosa, me levanté, y me senté junto a él. Y así fuimos el resto del viaje,¡¡¡ juntos hasta el final oiga!!!!!!!!!!!! Si esto hubiera sido una historia de amor, ¡¡¡habría resultado de lo más romántica!!!

Por un momento, me dio pena todo lo que había pasado entre nosotros. En el fondo, Jeffrey me caía bien. Era un tío inteligente (claro, no olvidemos que es de una raza superior), podía hablar con él de muchas cosas, y me hacía reir (  no mucho, pero algo). Pero luego me acordé de todas las traiciones sociales que me había hecho, con el gilipollas de Adrien (aka el gusano francés) y todas esas fiestas a las que el siempre iba y nunca me invitaba… Así que no permití que se me ablandara el corazón. Lo siento. Con la edad, me endurezco.

Conseguí dormir un poco, ya más cómoda. Y cuando entramos en Barcelona, Jeffrey y sus amigas se bajaron en la estación Norte. Le di mi móvil español porque me lo pidió.  Pero creo que no debió recibir jamás mi sms en su móvil francés, porque jamás se supo de él.

Lo último que he sabido es que, después de borrarlo del facebook, él me ha vuelto a agregar. Y yo le he ignorado. Otro que no entiende cristiano. Ups, perdón… ¿Cómo va a  entenderlo?… Si es judío.

Pues sí, señores, última jornada en el país galo. A eso de las tres terminará mi último día de clase, volveré a casa, limpiaré a toda leche, ultimaré detalles de maletas y demás, y recibiré  a Veronique y Farina, que se han ofrecido a pasar conmigo las últimas horas de estancia…

Casi a la medianoche, cogeré el autobús destino a Barcelona. Y no iré sola. No. Recordad. El americano vendrá conmigo. El, y tres amig@s más, y a dios pongo por testigo que como uno de ellos sea aquel francés tan imbécil (se han hecho inseparables) que le presenté una vez, y tenga que hacer el viaje  aguantándole, es muy probable que la police me baje del autobús antes de llegar  a Perpignan, por homicidio.

Menos mal que mis amigas me van a acompañar hasta el mismisimo autobús, luego allí me colgaré los auriculares con la música, me abalanzaré como un aguililla a coger dos asientos para mí, y confío en tardar 0.2 en quedarme dormida, porque a dios pongo por testigo que no estoy dispuesta a aguantar imbecilidades.

Ay, qué melodramática y exagerada soy, por dios.

¡Ale, me voy a despedir a mis alumnos y a mis collegues! ¡Buen día!

¡¡última hora!!! El último día ha ido genial!! Mis alumnos son geniales, les quiero… Qué penita dejarles… Me han regalado todos cartas y tarjetas firmadas, me han dado una rosa, me han venido todos a dar la mano y darme un beso, pero qué lindos!!!! Y mi amiga profe, la doble de Candela Peña, me ha regalado la Peli Paris, de Cedric Kaplisch o como se escriba, y un disco de un tal Tété que estoy escuchando ahora mientras hago la maleta y está genial!!

¡¡¡¡¡YA TENGO MI MASCARILLA Y MI DESINFECTANTE PARA VIAJAR!!! jijiji… Paranoicas al poder…

Esto sí, esto no, esto sí, esto no…

¿Esto qué coño era?

¿Por que diablos he guardado esto todo al año?

Esto sí, esto no, esto para Sagra y Eze, esto para Farina, esto no, esto sí, esto sí…

Así me encuentro desde ayer por la tarde. Haciendo limpieza y preparándolo todo. Parece que vamos bien, pero me temo que no podré evitar agobios de último momento, porque siempre aparecen mentes privilegiadas que me proponen quedar para despedirme pero hasta media hora antes (siguiendo la constante de todo el año) no me avisan, y cosas así.

Esta noche tengo cenita con la palmera alemana y con una amiga profe del colegio (una que es un clon de Candela Peña, qué risa)  . Los últimos momentos, con algunas de las pocas personas que ha merecido la pena conocer …

Como existe la posibilidad de que España se hunda (para mí, el hecho de que no se abran las listas de interinos en las que, con mi 6 y medio, merezco entrar, es sinónimo de que España se hunde. Al menos MI España.) me hallo en estos momentos enviando mi CV y la carta de motivación a todos los países del mundo en los que podría ejercer la labor que ahora desempeño.

Iniciativa un tanto naïf. Pero bueno.

Hasta ahora he recibido muchos emails de vuelta porque la dirección que aparece en internet está mal. Una respuesta de Niza que dicen que ya tienen lectores. Dos respuestas de Canadá, que me dicen:

1. En la UQTR no hay puestos de lector (que son muy raros en Canadá). Las puertas principales para entrar en este medio son hacer un doctorado aquí o bien optar a un puesto regular (con doctorado y un buen expediente de publicaciones).

DESCARTADO DE MOMENTO. Ni tengo doctorado, ni visos de tenerlo, ni tengo un buen expediente de publicaciones. Si la cosa se pone fea, ya veremos si me planteo hacerlo. Pero claro… primero tendría que ser Permanent Resident (ver punto 2)

2. Thank you for your interest in Acadia University. At the present time, however, we are only accepting applications from Canadian citizens or permanent residents.

TE CAGAS. ¿y qué hago para ser un permanent resident?  Ah, sí… Pasar el casting para entrar en el Quebec (NO ES COÑA—> www.inmigration.quebec.fr)

También he enviado el CV a una oferta de la UOC que he conocido gracias  a   mi amiga Marian, que tan amablemente,  me ha mandado. Y no me acuerdo qué más.

Así que, como ya estaba poco aburrida estudiando catalán, ahora la siguiente tarea es traducir el Curriculum al inglés, que así a lo tonto, pues me da una pereza horrible.

Así están las cosas. Ahora como no me cojan del máster de Santander, igual quemo algún edificio público. Para liberar  energía negativa y adrenalina. Más que nada. Seguramente el candidato ideal sería la Consejería de Educación de Canarias. Además, me pilla cerca de casa. Pero bueno, ya veremos.

Estoy superestressada con la cantidad de papeleo IMBÉCIL que tengo que hacer antes de terminar. Perdón, DESPUÉS DE TERMINAR.

Porque es supergracioso, esta gente pretende, que cobrando 780 euros al mes, me quede aquí un mes a arreglar papelitos: que si certificado de trabajo, que si arreglar lo del paro, que si cerrar la cuenta del banco (porque no la puedo cerrar en Perpignan, NO; CLARO!! TENGO QUE VENIR HASTA SU MALDITA SUCURSAL EN AVIGNON), que si…

Mañana voy a ir  a la secretaria con cara de pedo, a tantear a la secretaria, y como no me diga que tendrá listo el certificado de trabajo antes del día 30 de abril, creo que me voy a echar a llorar. Necesito ese papel para demostrar de cara a las oposiciones, que tengo experiencia docente (= puntos). Pero no me puedo permitir el lujo de quedarme aquí más tiempo en mayo. No tengo dinero, no tengo tiempo, no tengo ganas, y tengo que encerrarme en mi casa  a estudiar tres idiomas para tres exámenes distintos de suma importancia y además preparar una oposición que quiero hacer bien. ME ESTOY ESTRESSSSSSSSSSSSSSSSSANDO... como decían aquellos del anuncio de malibú…

Mecagoentodalaputaburocracia del mundo desarrollado, coj****s!!!!!!!!!!!!!! Tengo ganas de pegar a alguieeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeen

Inexorablemente, sucederá.

Después de buscar desesperadamente amigos franceses, dentro y fuera de la residencia, cuando sólo te quede un mes y medio para marcharte del país, inesperadamente, en la lavandería, conocerás a Melanie, una chica de Toulousse, que después de estudiar en la Universidad en París, ha venido a Avignon para hacer unas prácticas, lleva tres semanas en la residencia, y está deseosa como tú, de hacer amigos, te pedirá tu teléfono, tu email, y te dice que si quieres ir el jueves al cine.

Lo que tiene que pasar, pasará. Lo que tenía que pasar, ha pasado. Lo estábamos esperando, y ha llegado.

Amén.