Acabo de descubrir la existencia de un lugar maravilloso en Barcelona…  ¡¡¡El institut français!!! Y tiene una mediateca que abre incluso los sábados por la mañana… Ya saben quien va a estar de abonada al lugar a partir de ya, ¿no?

http://www.institutfrances.org/

Está en el carrer Moià 8, barcelona  (metro Diagonal)

Nos vemos allí, ¿no? Yo me estoy poniendo nerviosa ya sólo de ganas de ir…

Me he comprado un trozo de Galette de roi, que viene a ser el Roscón de Reyes de nuestra querida ¡¡EHPAÑA!!  para desayunarlo mañana.

El año pasado  fue triste el día de Reyes. En casa de mi ex novio, que de aquella era mi novio. Fuera de contexto, en una ciudad que no estaba acostumbrada a vivir en Navidad, y que no me gustaba vivir en Navidad. Lejos de mi calle Triana,  embarullada de gente, y yo haciendo el búnquer en casa (la calle se peta tanto que no salimos de casa, excepto un año, que sí que bajamos, da fe mi amigo A.)

Este año no es que sea triste, es que es inexistente. Ya saben que no soy sentimental para esas cosas, quiero decir, que prefiero este día de Reyes al del año pasado, aunque aquí no se celebre, ¿dónde va  a parar? Por favor. Además, a mí me la reflonflinflan las no-costumbres galas. No sólo voy a desayunar el subsodicho roscón de desayuno. Me voy a regalar unos pantalones vaqueros que me he comprado esta tarde (Sí, Pati y Eladio, he encontrado unos). Y por la tarde,  con mis niños lindos de Troisieme (4º ESO).  LLevaré  turrones varios y polvorones y vamos a escribir la carta a los reyes Magos. Nos lo vamos a pasar chupi… jejeje… Les voy a decir que hagan unos dibujitos o algo, que tengo ganas de colorear. Y luego me las llevaré a casa, que las quiero leer por la noche…

*Gracias a Pati por la idea…

Si me faltaras un día

Si me faltara un día tu amor

no se si me moriría….

Pero con tanto dolor empezaría mi agonía…

(Isa Canaria)

Ya tengo en mi poder el billete para irme a Barcelona durante las vacaciones de Todos los Santos (aquí hay diez días de vacaciones en los centros escolares por esta fecha).

Menos mal que me quedan apenas cuatro días de trabajo. Estoy pochísima, fatal del orzuelo (que comenzó allá por el mes de agosto y todavía no se me ha curado), con sueño acumulado, hipocondria galopante, mareos, catarro, hasta los huevos de tanto poeta y visicitudes, no tener tiempo de estudiar francés porque me paso el día preparando clases y no entiendo a la gente pero como no tengo tiempo de estudiar francés sigo sin entenderles, la pescadilla que se muerde la cola … En fin, que necesito unas vacaciones y eso que sólo trabajo doce horas a la semana (bueno, reales, son bastante más).

Debo ser la  asistente de español más pringada. En general la peña está super feliz, sin tener que preparar apenas nada. En cambio yo, trabajo con seis profesores diferentes, cada uno con alumnos de diferentes niveles, por lo tanto tengo que preparar muchísimas horas de clase, encima muchos se andan con exigencias y no me dejan apenas libertad de actividades, pero tampoco me dan pautas claras.

Buf, estoy un poco agobiada, que llegue ya el domingo por favor!!!

Pd. No sé qué me pasa. Me acabo de echar a llorar escuchando Esta noche no alumbra la farola del mar en versión timple, (pinchar para escuchar una Isa similar) para una clase que estoy preparando!!! Si no fuera porque ya me ha venido y ya se ha ido para no volver hasta dentro de un mes, pensaría que estoy premenstrual, pero es la primera vez en mi vida que experimento nostalgia de CANARIAS!! Creo que cuando vuelva me voy a apuntar a un grupo de bailes folklóricos y retomar mis clases de timple…

¡¡DOCTOR, QUÉ ME ESTÁ PASANDO!!!??? ( ARCADIO; QuÉ FUERTE, ARCADIO!!!! jajja)